Aston Martin no se va de los EEUU

Pese a no cumplir con la reglamentación indicada por la NHTSA, la firma británica logró una exención que le permitirá continuar ofreciendo en el país tanto los Vantage como los DB9.

Noticias | conduciendo | 03/11/2014 | Compartir

Finalmente, Aston Martin consiguió la exención por porte de la Administración Nacional de Seguridad Vial (National Highway Traffic Safety Administration – NHTSA) y tanto los Vantage como los DB9 continuarán siendo parte del mercado estadounidense sin problema alguno.

Así como hace algunas semanas atrás hablábamos de los inconvenientes que padeció Lotus a causa de las reglamentaciones impuestas por la NHTSA, fue la compañía de origen inglés la que estuvo en jaque durante el último tiempo a causa de que dos de sus modelos que se venden en Estados Unidos no cumplen con los nuevos requisitos de seguridad estipulados por el organismo en la categoría de choque lateral.

Esta circunstancia hizo tambalear a Aston Martin, dado que al no poder continuar ofreciendo a los coupé Vantage V8 y V12 y DB9 se reducirían las ganancias en cifras cercanas a un 25%. Asimismo, tener que dejar de comercializar también a las variantes convertibles de estos modelos aumentaría las pérdidas en un 40% más; por lo que, teniendo en cuenta el bajo volumen de modelos que ofrece la firma, muchos concesionarios locales tendrían que cerrar por no poder solventar los gastos y más de doscientas personas quedarían sin trabajo.

Luego de analizar esta situación, la NHTSA otorgó una exención al cumplimiento de estas regulaciones que le permite permanecer en el mercado al DB9 coupé hasta agosto de 2016 y hasta agosto de 2017 al DB9 Volante y las dos versiones del Vantage.

El tiempo de esta prerrogativa ya comenzó a correr, por lo que Aston Martin deberá iniciar lo antes posible con los estudios e investigaciones pertinentes para lograr adaptarse a las normas.

Loading Facebook Comments ...