Audi A3 2012, su nuevo look

La marca alemana presenta en el Auto Show de Ginebra la tercera generación de este compacto premium con innovaciones en numerosos aspectos.
2012-03-08 06:05

El Audi A3 2012 puede equipar tres motores distintos según el gusto del comprador: dos TFSI (uno de 1.4 litros y otro de 1.8 litros) y un TDI de 2.0 litros. Mientras que los dos primeros desarrollan 122 y 180 CV respectivamente, el TDI es capaz de erogar 150 CV. Una transmisión manual de seis velocidades fue acoplada al TFSI 1.4 y al TDI de 2.0 litros, mientras que la opción más poderosa (TFSI de 1.8) añade una S tronic de siete velocidades. Ambas transmiten la potencia a las ruedas delanteras.

Los técnicos de la firma germana lograron que el chasis del A3  combine deportividad con una andar confortable, la suspensión especial utilizada tiene una gran influencia en el equilibrio logrado. Otro sistema que apunta a la mejora en la calidad de manejo es el de selección de modo de manejo que permite al conductor regular el volante, el pedal del acelerador y las características de la transmisión (cuando cuenta con S tronic).

La estética del nuevo A3 refleja su carácter deportivo expresado en sus bordes afilados. El largo del vehículo se mantuvo igual pero la distancia de ejes es mayor y el angulo del pilar C fue modificado para que luzca similar al de un coupé. La típica parrilla Audi puede contar mediante pedido del comprador con luces de Xenón y faros diurnos de LED.

En el interior se aprecia un rediseño completo que impone al habitáculo una mayor elegancia gracias a las incrustaciones y terminaciones en distintos materiales. Sobresale su capacidad de carga de 12.89 pies cúbicos.

El apartado de información y entretenimiento es dominado por una pantalla táctil que puede esconderse. Además el vehículo cuenta con conexión por Bluetooth y sistema de sonido Bang and Olufsen entre otros elementos.

Un dato relevante de este lanzamiento es que, gracias a la construcción ultraligera que permite una disminución de 80 kg en el peso final, combinada con técnicas especiales, se logro un ahorro del 12 por ciento en el consumo de combustible. A esto se le suma el desarrollo que se esta realizando de versiones alternativas equipadas con plantas motrices impulsadas mediante gas natural y o de manera híbrida.


Alejandro Berlingeri