Cadillac se despide del CTS-V Coupe

Este ejemplar que marca la despedida del modelo se diferencia mediante exclusivas terminaciones y tonalidades, tanto en el exterior como en el interior.

Novedades | conduciendo | 13/05/2014 | Compartir

Teniendo en cuenta que la nueva generación de la variante sedán ya es una realidad y que el ciclo de vida de la versión más deportiva seguirá sus pasos en breve, Cadillac decidió despedirse de la misma a través de un facelift especial al cual denominó CTS-V Coupe 2015.

Si bien no hay grandísimas diferencias con el modelo convencional, dado su carácter de “edición de despedida” cuenta con diversas señas particulares, como una parrilla delantera en acabado negro oscuro, pinzas de freno en color rojo y llantas de aleación en grafito satinado. La carrocería puede estar pintada en blanco “Chrystal White”, gris “Phantom Gray” o negro “Black Diamond”.

Por dentro las modificaciones tampoco son excesivas, puesto que las novedades más relevantes son los asientos deportivos Recaro con las costuras en color rojo a modo de contraste, el volante y la palanca de cambios están forrados con una microfibra de gamuza; los pedales son metálicos y hay terminaciones en madera para elevar la calidad del habitáculo.

La propulsión está a cargo de un motor V8 de 6.2 litro sobrealimentado con 556 CV y 746 Nm de par máximo. De manera conjunta puede acoplarse tanto una caja de cambios manual de seis velocidades como una automática de igual cantidad de marchas.

Esta edición especial del Cadillac CTS-V Coupe 2015 está limitada a sólo 500 unidades y se pondrá a la venta durante el segundo semestre de 2014. Los precios comienzan en 72.195 dólares. Vale destacar que la compañía confirmó que “los modelos de la serie V de próxima generación están en desarrollo y se estrenarán el año que viene”.

Loading Facebook Comments ...