Maserati Gran Turismo S Automatic

La variante más potente del modelo Gran Turismo cuenta con reformas mecánicas que combinan perfectamente el motor con la caja de velocidades.

Sin categoría | conduciendo | 09/09/2013 | Compartir

Tal como tiene acostumbrado Maserati al mundo automotriz de presentar un nuevo modelo en cada espectáculo internacional, el Salón de Ginebra fue el elegido para exponer, junto con el Quattroporte Sport GT S, la variante más potente del Gran Turismo, el Gran Turismo S, de diseño reconocible al instante y mejoras técnicas que lo ponen al tope de la gama.

En consonancia con el inconfundible diseño de todos los Maserati, el Gran Turismo S tiene algunos rasgos y cambios estilísticos que lo diferencia del modelo base, como ser las llantas de 20 pulgadas con nuevo diseño y marca, salidas de escape ovaladas, una nueva parrilla cóncava con aletas verticales e innovadores faros. Después no varía mucho con respecto a su antecesor.

El interior esta dominado por cuero y Alcántara, más precisamente en los asientos, pero se extiende por el salpicadero y paneles de puertas. La tecnología Bluetooth para teléfonos y conectividad ahora es estándar, mientras que la interfaz para iPod también esta presente en la consola central.

La firma italiana ha puesto un plan de desarrollo para los próximos cinco años destinado a reducir el consumo de combustible y las emisiones de CO2 para el cuidado del medio ambiente, por ello esta utilizando materiales fácilmente reciclables hechos de sustancias naturales, sobre todo en el interior y en la mecánica.

El motor que alimenta al Gran Turismo S es un 4.7 Litros, V6 que desarrolla 440 caballos de fuerza y 490 Nm de torque, algo similar al que utiliza un Alfa 8C Competizione y 8C Spider, aunque tienen más potencia. Sin embargo, el principal contenido es la combinación de la renovada transmisión ZF automática de seis marchas con el poderoso motor V8, que produce un cambio más ágil y suave.

Las mejoras técnicas también abarcan la seguridad del vehículo con nuevos frenos diseñados por Brembo, los cuales tiene la característica de que la parte interna, donde se une a la llanta, es de aluminio y forma una sola pieza con el sector que roza contra las pastillas, que es de fundición gris.

Instalado de pleno en el mercado mundial tendrá competidores como el BMW M3 coupé, el Jaguar XKR, el Nissan GT-R y el Aston Martin DB9, que algunos de ellos no son tan costoso como el Gran Turismo S, pero tienen menos potencia.

En el segundo lanzamiento de Maserati luego del 70 aniversario de la primera victoria en las 500 millas de Indianápolis, el Gran Turismo S esta destinado a ser un éxito en el mercado europeo, ya que cuenta con mejoras mecánicas, de seguridad y confort interior.

Loading Facebook Comments ...